Categories

Entrada publicada a:

martes, 3 de julio de 2018

El Clínic cuenta con una nueva plataforma robótica de visualización para intervenciones en neurocirugía

El Hospital Clínic de Barcelona es el primer hospital de Cataluña que cuenta con una nueva plataforma robótica de visualización de última generación. Se trata de un microscopio quirúrgico que incorpora diferentes funcionalidades que permiten una mejor visión de la zona del cerebro que se opera y una mejor navegación para tener localizadas las lesiones o zonas donde se practica la cirugía. Estas mejoras tienen una repercusión directa en la recuperación del paciente tras la intervención y en su pronóstico.

La plataforma de visualización robotizada para microcirugía se utilizará en diferentes intervenciones de Neurocirugía como son la Neurocirugía vascular, neuroonocología, patología compleja de base de cráneo y de columna. También se podrá aplicar en otras especialidades quirúrgicas.

En el ámbito de la neurocirugía, en el que el campo quirúrgico es tan reducido, los complementos tecnológicos que ayuden a la planificación, la visualización y la navegación durante la intervención, son fundamentales para ayudar al cirujano en la toma de decisiones. Realizar este tipo de intervenciones complejas con una mínima invasión para el paciente, supone una mejor y más rápida recuperación después de la cirugía.

El nuevo microscopio quirúrgico, de Zeiss, incorpora mejoras en cuanto a la observación por fluorescencia. Esto permite ver con gran detalle los vasos sanguíneos y distinguir entre venas y arterias, así como visualizar tumores gracias al uso de diferentes sustancias de contraste fluorescentes. La principal diferencia es que el microscopio tiene un sistema robótico, que controla el cirujano, que permite un posicionamiento inteligente reduciendo movimientos manuales. “La plataforma incorpora el movimiento robotizado, es decir, si hacemos una foto de una zona en la que estamos trabajando y al cabo de un rato tenemos que volver, sólo pulsando en la imagen, el microscopio se vuelve a situar en la misma posición exacta “, explica el Dr. Joaquim Enseñat, jefe del Servicio de Neurocirugía.

Además, esta nueva plataforma robótica, que se ha adquirido gracias a Barnaclínic, se integrará en el neuronavegador del que ya dispone el quirófano desde 2015. El navegador es un sistema que permite hacer una planificación de la cirugía con antelación y trasladarla quirófano. También permite crear imágenes tridimensionales del cerebro mientras se está operando y tener localizada la lesión o la zona que se interviene en todo momento. Con la integración de los dos sistemas, el microscopio se sitúa en la mejor posición para hacer la cirugía gracias a la planificación previa.

Disponer de esta tecnología dentro del quirófano nos permite llevar a cabo cirugías mínimamente invasivas y optimizar tanto el tiempo de la intervención como su exactitud, lo que sin duda supone un gran beneficio para nuestros pacientes“, concluye el Dr. Enseñat.

Comparte esta entrada

  • Delicious
  • Facebook
  • Twitter
  • email
  • LinkedIn
  • StumbleUpon

    Los comentarios están cerrados.