Categories

Entrada publicada a:

viernes, 13 de marzo de 2015

Un estudio avala la vacunación de embarazadas para proteger a los bebés de la tos ferina

De esq a dreta: Dr. Bayas, Dra. Gonce, Dra. Vilajeliu

Una prueba piloto realizada en el Hospital Clínic entre 2012 y 2013 sirvió para que la Agencia Catalana de Salud Pública recomendara ,a principios de 2014 ,la vacunación de la tos ferina en embarazadas para proteger a los bebés frente a esta enfermedad. Los resultados los publica ahora la revista Vaccine. El Dr. José M. Bayas, Consultor Senior del Servicio de Medicina Preventiva y Epidemiologia del Clínic, ha coordinado este estudio que es fruto de la colaboración entre la Unitat d’Avaluació, Suport i Prevenció (UASP) y el Servicio de Medicina Materno-Fetal (BCNatal) del Clínic. Alba Vilajeliu, residente de cuarto año del Servicio de Medicina Preventiva y Epidemiologia, es la primera autora del trabajo.

La tos ferina es una enfermedad respiratoria muy contagiosa causada por una bacteria y que provoca crisis de tos convulsiva que pueden prolongarse durante semanas o meses. Aunque gracias a las vacunas su incidencia ha disminuido, sigue siendo una causa importante de mortalidad y morbilidad infantil. Los recién nacidos son el colectivo más vulnerable, ya que pasan dos meses desde el nacimiento hasta que se inicia la propia  vacunación y porque están en contacto con adultos que pueden tener tos ferina sin saberlo: entre un 6% y un 30% de la tos persistente del adulto es causada por la tos ferina.

Debido al aumento en el número de casos en los últimos años (con dos brotes importantes en California en 2010 y en el Reino Unido en 2012), se plantearon distintas estrategias para proteger a los bebés de esta enfermedad –estrategia del nido, vacunación cada 10 años, etc. Al tratarse de una vacuna segura, se llegó a la conclusión que la estrategia más eficaz era la de vacunar a las embarazadas en el tercer trimestre de gestación ya que  que en las etapas finales del embarazo hay una transferencia de anticuerpos de la madre al bebé.

En la prueba piloto que desarrolló el Hospital Clínic se propuso la vacunación a las embarazadas a partir de la semana 20 de gestación y, para poder valorar si se transferían anticuerpos para la tos ferina al bebé, y los niveles que tenía el recién nacido, se recogió sangre del cordón umbilical en el momento del parto. En el estudio participaron 228 madres y sus bebés y se vio que los recién nacidos tenían niveles de anticuerpos detectables y similares a los de la madre.

En base a estos resultados que ahora publica la revista Vaccine, la Agencia Catalana de Salud Pública recomendó incluir esta vacunación en embarazadas en el año 2014, recomendación que se ha extendido ahora a diversas Comunidades Autónomas como el País Vasco, la Comunidad Valenciana o Canarias.

Referencia del artículo:

Combined tetanus-diphtheria and pertussis vaccine during pregnancy: transfer of maternal pertussis antibodies to the newborn.

Vilajeliu A, Goncé A, López M, Costa J, Rocamora L, Ríos J, Teixidó I, Bayas JM; PERTU Working Group.

Vaccine. 2015 Feb 18;33(8):1056-62. doi: 10.1016/j.vaccine.2014.12.062. Epub 2015 Jan 6.

Comparte esta entrada

  • Delicious
  • Facebook
  • Twitter
  • email
  • LinkedIn
  • StumbleUpon

    Los comentarios están cerrados.