jueves, 10 de abril de 2014

Un estudio demuestra que la alergia alimentaria por alimentos vegetales puede desencadenar una alergia respiratoria

Las proteínas de transferencia de lípidos o LTP (Lipid Transfer Protein, en sus siglas en inglés) son un tipo de proteína muy común entre los alimentos vegetales y algunos pólenes. Hasta ahora eran conocidas por su relevancia clínica como alérgenos alimentarios -presente en frutas y verduras, fundamentalmente-, no por su implicación en la alergia al polen, por lo que no había una asociación directa de esta proteína con la alergia respiratoria. Un estudio publicado por la revista Journal of Allergy and Clinical Immunology, liderado por el Dr. Jaime Sánchez del servicio de Neumología y Alergia Respiratoria del Hospital Clínic de Barcelona e investigador del grupo Immunoalergia Respiratoria Clínica y Experimental del Institut D’Investigacions  Biomèdiques August Pi i Sunyer (IDIBAPS), demuestra por primera vez que un paciente alérgico a alimentos vegetales puede acabar desarrollando una alergia respiratoria mediante la reactividad cruzada (reacción entre un antígeno y un anticuerpo  que fue generado contra otro antígeno similar), existente con la LTP presente en la composición del polen. Un total de 15 pacientes del Hospital Clínic de Barcelona con alergia al melocotón fueron sometidos a una prueba de provocación que consistía en poner directamente en la nariz la proteína LTP del polen de artemisa. Hasta ahora nadie lo había hecho de forma directa, sino a través de pruebas cutáneas o estudios en laboratorio, con preparados menos específicos y nunca directamente en la nariz. Los resultados del estudio demuestran cómo una sensibilización a la LTP presente en el polen de artemisa, es capaz de inducir síntomas de alergia respiratoria (asma y rinitis alérgica) en pacientes expuestos a ese polen.

Tras los resultados obtenidos, el Dr. Sánchez apunta que “en la actualidad disponemos de una inmunoterapia específica para la alergia alimentaria por LTP; estaría pendiente explorar si esa inmunoterapia puede ayudar también a la alergia respiratoria mediada por la misma proteína. De la misma forma, disponer de una inmunoterapia específica para la LTP de estos pólenes, tal vez podría ayudar también en la alergia alimentaria mediada por la misma proteína”.

La alergia al polen en España

La alergia al polen es el tipo de alergia respiratoria más importante de España. El polen de gramíneas es la principal causa de la rinitis alérgica y el asma, pero cuando el paciente presenta una alergia alimentaria asociada, el polen de plátano de sombra o de artemisa son algunos de los principales responsables.

Barcelona, Madrid o Zaragoza son zonas donde predomina la alergia al polen de plátano de sombra, mientras que en Murcia o Canarias predomina el polen de artemisa, entre otros. Estas regiones concentran más casos de alergia alimentaria, y es probable que la causa sea la LTP que induce dicha alergia.

El Dr. Jaime Sánchez destaca que “una tercera parte de las alergias alimentarias en Europa son debidas a alimentos vegetales – en Cataluña, el 90% de las alergias alimentarias del adulto son mediadas por LTP-. En España, la prevalencia de estas reacciones está aumentando en la última década de forma paralela al incremento de la prevalencia de la rinitis y asma alérgica causadas en su gran mayoría por alergia a pólenes. Este incremento se debe en gran parte a factores medioambientales, de higiene dietética y genéticos”.

En España hay muchos pacientes que primero desarrollan alergia a la piel del melocotón y de forma progresiva desarrollan alergia a otros alimentos. La LTP del melocotón es muy parecida a la LTP de otros alimentos vegetales; por esta similitud son capaces de reconocer la LTP de otros alimentos vegetales (reactividad cruzada). Los pólenes también tienen LTP, pero hasta el momento su relevancia clínica no estaba demostrada. El estudio del Clínic confirma que la LTP del polen es capaz de dar síntomas.

Según el Dr. Sánchez, “hemos demostrado que las LTP no sólo producen alergia alimentaria, sino que también pueden ser responsables de la alergia a algunos pólenes. Esta proteína en pólenes siempre se ha considerado secundaria ya que los pacientes alérgicos normalmente están sensibilizados a varias proteínas”. El estudio específico de la LTP sugiere que los pacientes con alergia a alimentos vegetales tienen muchas probabilidades de tener alergia respiratoria, “sobre todo si viven en las zonas donde hay más polen de plátano o de artemisa”, apunta el experto.

Comparte esta entrada

  • Delicious
  • Facebook
  • Twitter
  • email
  • LinkedIn
  • StumbleUpon

    Los comentarios están cerrados.